¿Un viral nace o se hace?
En este mundo de videos y acciones que se comparten y comparten, ¿cuántas veces no hemos oído la frase de nuestro cliente “haceme un viral” o nos hemos descubierto nosotros mismos diciendo “hagamos un viral”?

Lo que podría decir al respecto, y desde mi punto de vista publictario de todos los días, es que los virales nacen, no se hacen. Porque, veámoslo, viral no es un formato, no es un medio, ni siquiera es una idea como tal.

Para empezar, viral es un adjetivo, así lo dice la RAE

viral.
adj. Perteneciente o relativo a los virus.

En ese caso, y como ya se mencionó antes, si venimos y nos ponemos puristas, decir “hagamos un viral” vendría siendo como decir “hagamos un hermoso”, “¿qué tal si hacemos un grande?” “Mejor hagamos un oscuro”. No tiene sentido, ¿verdad? Ni siquiera el uso de la palabra es correcto. Es como el caso de los señores de Malcolm Productions que dicen que llamar un video viral porque su intención es compartirlo viralmente es como llamar un video increíble porque fue hecho intencionalmente para que fuera increíble.

Captura de pantalla 2015-11-19 a las 14.17.48

O se imaginan ustedes a Adele –que tiene más de 415 millones de vistas en solo 3 semanas, sí, millones- reunida con su equipo, mientras pensaban en el video, diciendo:  HAGAMOS UN VIRAL.

QUE NO. No dijo eso.

Porque un “viral”, como ya dijimos, no es un medio, ni un formato, ni siquiera es un recurso. En todo caso, es el resultado de una gran idea que reunió varios factores que la volvieron suficientemente memorable como para ser compartida. Esa idea tan chistosa, tan conmovedora, tan ingeniosa, tan cierta, tan espeluznante; que se la pasás a tus amigos diciendo “tienen que ver esto”, o simplemente le das RT o Like o whatever que le querrás dar.

Llegados a este punto tendríamos que ponernos a enumerar las características que vuelven viral un video… Pero para instruirnos en ese punto y saber qué hace que una idea se vuelva viral pueden ir aquí o aquí. Se habla de eso en todas partes. Solo falta escribir HAGAMOS UN VIRAL en el buscador de Google o Let’s Make a Viral (si son de los que les duelen los ojos al leer en español) y ta-rannnn, aparecen por arte de magia.

MAGIA, dije.

La magia de Google y el conocimiento.

Aunque, claro, y no busco contradecirme con esto; hay casos en los que algunos videos o ideas fueron creadas o pensadas para volverse virales. Que es muy diferente a decir HAGAMOS UN VIRAL.

¿Y ustedes qué piensan? ¿Un viral nace o se hace?

Comparte este post
Comparte en Facebook
Comparte en Twitter
Comparte en Google+
Comparte en LinkedIn
+
MENU